5 sept. 2010




Me molesta. Me molesta el simple hecho de darme cuenta que aún estás ahí. Me enojo. Me enojo con el mundo; y conmigo misma por sentirme débil. SER débil. Creía que iba a lograr lo que a muchos les resultaba imposible. Y pensaba que el tiempo lo iba a curar todo. Cuán equivocada estaba... 

No hay comentarios: